viernes, 10 de octubre de 2008

Series españolas contra series americanas

A ver chicos, seamos serios. Esto no es yanquilandia. A pesar de que a más de uno le gustaría esto no es EEUU. Esto quiere decir varias cosas. Una de ellas que las tías y los tíos que aparecen en las playas de California nunca se verán por nuestros barrios. Otra es que tenemos la conciencia de que los maderos solo se dedican a poner multas, no a encerrar a peligrosos narcotraficantes (si alguno es madero que no me tenga esto en cuenta). Otra es que los conciertos siempre empiezan tarde. Y otra que las series aquí producidas son para abuelas y para niños.

Y abuelas y niños con bastante mal gusto, todo sea dicho.


Si amiguitos. ¡Contemplad la cara del mal!


Ese comentario en cualquier otro país serviría para que la peña entrase en cólera y escribiese comentarios en mi blog amenazándome con hacerme un auto de fe como Dios manda (nunca mejor dicho) en cuanto salga a la calle. Sin embargo aquí es una afirmación ante la que nadie se inmuta. En parte porque saben que es verdad y en parte por la absoluta falta de chovinismo en este país, o lo que es lo mismo, la muy española costumbre de tirar piedras contra nuestro tejado. Pero, ¿realmente podemos realizar esa afirmación tan alegremente? y en caso de hacerlo, ¿cuales son las causas?

Para mi las series españolas tienen muchos y muy variados fallos. Pero todos se pueden resumir en lo que yo llamo "complejo Médico de Familia". Os acordáis de esa serie ¿no? Aquella que echaron en Telecinco años y años protagonizada por Emilio Aragón y Lydia Bosch. Claro que os acordáis hombre. Ahora pensad un momento. ¿Que era lo que movía tooooda la trama de la serie durante nosecuantos capítulos? ¡Ver si los protas se liaban! Una vez lo hicieron la serie aguantó mas mal que bien una temporada y se fue al carajo. ¿Cuanto duraban los capítulos? A mi me daba la sensación de que más que algunas películas, lo digo en serio. La continuidad brillaba por su ausencia, daba igual coger a los personajes en el primer episodio que en el último, seguían siendo exactamente iguales. Mucho rollo políticamente correcto, convencionalismos aplicados hasta la extenuación y demás cosas hacían que a la larga la serie fuese perdiendo todo tipo de interés, sobre todo por lo absurdo de las situaciones generales que se planteaban. Los guionistas (si es que tenía) en ningún momento daban una dirección fija a los personajes, ni al argumento general ni nada de nada.

Bien, todo lo dicho en el anterior párrafo puede no ser muy objetable en una serie familiar y todo este tipo de rollos. Al fin y al cabo más o menos eso es lo que se busca en ese tipo de series. Pero lo malo es que en España parece que no sabemos hacer otra cosa. Practicamente todas las series españolas da igual que ocurran en un hospital, una comisaria, un periódico o debajo de un puente. Al final todas acaban tratando los mismos temas de una forma inmensamente rutinaria. Todos los capítulos acaban durando una auténtica bestialidad de tiempo, asunto más sangrante todavía cuando es obvio que no tienen nada que contar, sino dar vueltas una y otra vez sobre los mismos temas. Y para colmo la inmensa mayoría de actores que aparecen tienen pinta de haber hecho sus cursos de arte dramático en la churrería de la esquina, con todo mi respeto para los churreros.

Sin embargo miras al otro lado del charco y ¿que ves? Series originales y diferentes unas de otras, con actores en su mayoría bastante competentes y que para colmo (¡¡Sacrilegio!!) en el transcurso de la serie cuentan una historia con algún tipo de interés y en muchos casos huyendo de manidos convencionalismos. Series como Perdidos, 24, Prison Break, A dos metros bajo tierra y un largo etcetera son algunas que te pueden gustar o no, pero nadie puede negar el talento y el buen hacer aplicados a cada una de ellas.

Evidentemente hay excepciones en toda regla, y esta no carece de ellas, pero no creo yo que en lineas generales esté muy lejos de la realidad.

He dicho.

5 comentarios:

MPrinter dijo...

"¿Que era lo que movía tooooda la trama de la serie durante nosecuantos capítulos? ¡Ver si los protas se liaban!"

Pero luego sacas al Bonilla dando gritos y arreglado, te partes XD

¿Que podemos esperar de las series españolas? Que sean españolas. ¿Y quién más español que el Bonilla?

Blokeno dijo...

Complejo "Médico de Familia" :) Si señor, en todo el centro.

Un saludete

Turbi dijo...

sencillo

USA!!! USA!!!


jajaja

sisita dijo...

Bueno, pues todos d acuerdo.. donde esté prison break, los soprano, etc...

vcucho dijo...

Bueno creo que el producto nacional, en este campo es algo flojillo,pero yo creo que por el éxito que tuvo el matasanos de familia, es lo que pedía la gran masa, somos españoles.
Pero bueno ya se sabe que en USA, son buenos en eso,nos falta mucho para ser parecidos a ellos.
Jajjajajaja yo veia esa serie,jajaja,madre mía.